Ciclo de Teatro Aficionado

Provincia

Teatro rural en la capital

Cuatro días de teatro aficionado en la EMMA, resultado de ocho meses de trabajo en los talleres de la provincia

Lucainena de las Torres

En un momento en el que se habla de la España despoblada y la necesidad de mirar hacia las zonas rurales, destacan crónicas periodísticas como las de Sergio del Molino, La España vacía, que recuperaba en clave literaria las zonas invisibles de nuestro país en una España históricamente invertebrada. No todos los trenes rápidos conducen a Almería, pero sí lo hacen los autobuses cargados de aficionados al teatro provenientes de Alhama, Nacimiento, Lucainena… Numerosos talleres  están actuando a día de hoy por toda la provincia almeriense y Mariano Sopedra es una de las figuras responsables de tan noble labor. “No solamente es teatro, es apoyo a esas personas que no tienen otras salidas culturales en las zonas en las que viven”, afirma el dramaturgo que esta semana estrena en la Escuela Municipal de Música y Artes de Almería el Ciclo de Teatro Aficionado.

Se representarán un total de cuatro obras de miércoles a sábado a las 20:00 horas cada día.

Mayoría femenina en la escena rural

Qué grande es ser joven, interpretada por la compañía Pipirijainas Juveniles de Nacimiento, estrena el ciclo con una pieza escrita por Mónica López (El Ejido) y adaptada por Tanit Sopredra sobre el desarrollo de las edades. Pipirijaina, el término que alude a ese guiño empleado por las compañías de teatro del Siglo de Oro cuando concluían una escena en las comedias, también tiene un grupo de adultos en Nacimiento que representará La puebla de las mujeres. La obra del jueves cargada de humor y sentido femenino presenta un cuadro costumbrista en el que el tema central gira en torno a los ardiles de la “Celestina” del pueblo para casar a una de sus muchas solteras con un forastero guapo y con porvenir recién llegado de Madrid. Y como en  la escena teatral todo tiene un por qué, no es de extrañar que en una actividad que concentra a un 90% de mujeres, se decida hablar del empoderamiento de la figura femenina en su montaje anual.

Lucainena Teatral presenta el viernes Felices años veinte. La formación, originaria de Lucainena de las Torres, ofrece al público un viaje por la historia de la radio y las primeras radionovelas en las que se ponían en escena grandes voces que daban vida a los personajes de las mismas.

El Grupo de Alhabia de largo y fecundo historial teatral, cerrará el ciclo el sábado con Nos tocó la lotería cuando menos falta hacía. Adaptada y dirigida por Mariano Sopedra, esta obra es una de las de mayor carga humorística con un burdel como escenario.

“Mi nieto me pasó el texto ayer”, es una de las frases que a Mariano le hacen sonreír antes de comenzar la clase. Con edades comprendidas entre los 70 y los 80 años, resulta admirable contemplar esa constancia para con todo lo que les exige el taller, desde la memorización y el movimiento en el espacio, hasta la disciplina de los ensayos. “El milagro de los milagros es llegar a una localidad, encontrarme con un grupo de señoras, algunas con dificultades de comprensión lectora, y ver cómo después de ocho meses de trabajo se suben a un escenario para representar un personaje”.

Estos montajes son el resultado de unos talleres que ya tienen raíces en nuestra provincia. “El teatro aficionado tiene una mala salud de hierro”. Si el trabajo y la dedicación procuran grandes resultados, el dramaturgo recuerda la necesidad de una sólida apuesta por parte de las administraciones y de los profesionales del teatro para seguir apoyando este arte en las zonas rurales.

Mariano Sopedra

El dramaturgo se dedica a la actividad teatral desde hace 55 años, desde la década de los 80 lo hace como docente en diferentes centros educativos y culturales almerienses. Empezó su relación con el teatro a los 15 años en el TEU, Teatro Español Universitario y después mientras estudiaba medicina se incorporó a la música viajando con diferentes formaciones y orquestas como contrabajista. Actualmente trabaja para la Diputación de Almería desarrollando su labor como director escénico y docente en talleres de la zona uno y dos de la provincia de Almería (Filabres, Alpujarras, Nacimiento…).

¡Hazte con tu entrada!